Suena surrealista, ¿verdad? Dos jóvenes y futuros ingenieros de la Universidad George Mason en EEUU, han logrado crear un dispositivo portátil que es capaz de apagar el fuego utilizando sólo el sonido

En un futuro podrás extinguir el fuego sin productos químicos utilizando sólo el sonido

Su invento hace uso de un subwoffer Pyle que produce ondas sonoras de baja frecuencia y una fuente de alimentación ATX. A Seth Robertson y Viet Tran se les ocurrió está idea sabiendo que las ondas de sonido son también ondas de presión o mecánicas y, por tanto, pueden ocasionar un impacto en los objetos. 

Como ya sabemos el fuego necesita de varios elementos y uno de ellos es el oxígeno. De ahí surge está idea, si golpeamos las llamas con dicho sonido interrumpimos la llegada de oxígeno y el fuego tiende a desaparecer. 

Las ondas impactan en el material que se está quemando y separa el oxígeno que lo rodea. 

Puedes comprobar tú mismo, como éstos jóvenes ingenieros son capaces de apagar un fuego inminente en cuestión de segundos con su “artilugio”.

 

 

Curioso, ¿verdad? Pues así es como queda demostrado que es real lo que os contamos. Ahora Seth y Viet están viendo la forma de conseguir que ésto que es ahora un prototipo se convierta en un producto a comercializar.

Te preguntarás que tipo de sonido es el que producen para poder apagar el fuego. En principio ellos mismos pensaban que deberían utilizar altas frecuencias pero, se dieron cuenta en seguida que funcionaba con bajas , de entre 30 y 60 hertzios. De hecho, Viet Tran declara que es como “el bajo en el hip-hop”

Este tipo de extintor tiene múltiples ventajas, una de ellas es  que evita la contaminación atmosférica, ya que no contiene ningún producto químico y por tanto tóxico. También se podrían usar en el espacio, ya que el contenido del extintor se esparce por todos lados. Sin embargo puedes dirigir y enviar ondas de sonido en un ambiente sin gravedad.

Es cierto que la DARPA (Agencia de Proyectos de Investigación Avanzados de Defensa de los EEUU) ya habían realizado experimentos sobre como apagar el fuego con ondas sonoras, pero en ningún caso habían conseguido crear un “extintor” como han hecho estos dos jóvenes ingenieros.

Resulta curioso que desde la Universidad de George Mason no apostaron por ellos, y creyeron que sería un proyecto fallido.  Sólo uno de sus profesores se ofreció a ayudarles, pese a su poca fe en sus ideas. Aún así, ellos arriesgaron por su idea y han conseguido sorprender a todos.

 

De hecho, ellos van más allá y prevén que en el futuro apagaremos los incendios forestales con drones-altavoces inteligentes que se enfrentarán a los grandes incendios.