En España la norma UNE 23-010-76 establece las clases y tipos de fuego normalizadas, siendo las más habituales los fuegos de tipo A, tipo B y C. Cada vez más se esta tomando conciencia de los fuegos de tipo K sobre todo en incendios producidos en cocinas, restaurantes y por ejemplo por el aceite caliente de una sarten que puede producir el incendio en una vivienda. En este artículo te detallamos los diferentes materiales que pueden producir un fuego y como se denomina cada uno de ellos, con el objetivo de que conozcas los diferentes agentes exintores que se utilizan para que no se propage un incendio.

Definicion y clasificación de los Tipos de fuegos

Fuegos Tipo A

Son los fuegos que surguen en materiales solidos, combustibles ordinarios o fibrosos, cuya combustión produce brasas. Entre los materiales que producen fuegos tipo A destacamos: Maderas, papel, plásticos, mobiliario…

Este tipo de fuegos se sofocan mendiante la reducción de temperatura de las brasas, es por eso que si no se produce una reducción eficaz de la temperatura tras accionar un extintor sobre un fuego tipo A este volverá a activarse inmediatamente.

Para la extinción de fuegos tipo A recomendamos el uso de extintores clase ABC de polvo o espuma.

Fuegos Tipo B

Son los fuegos que surguen de materiales combustibles como hidrocarburos, liquidos inflamables y gases. Entre los materiales que producen fuegos tipo B destacamos: Aceites, grasas, gasolinas, pinturas, ceras, butano, etc..

Este tipo de fuegos se sofocan mendiante la eliminación del oxigeno que produce la reacción o combustión, además en liquidos se recomienda el extintor de co2 ya que no emite un «chorro» que puede propagar el incendio causado por un liquido al desplazarlo.

Para la extinción de fuegos tipo B recomendamos el uso de extintores de co2 y polvo de clase B.

Fuegos Tipo C

Son los fuegos que surguen de productos eléctricos y electrónicos. Entre los materiales que producen fuegos tipo C destacamos: Cuadros eléctricos, fusibles, electrodomésticos, ordenadores, estufas, secadores, etc..

Este tipo de fuegos se sofocan mendiante la eliminación del oxigeno que produce la reacción o combustión, no se pueden usar agentes extintores conductores de la electricidad como agua o espumas conducturas. Además cabe destacar que los extintores de polvo si bien tienen certificaciones hasta un voltaje determinado la alta presión combinado con las pequeñas particulas que componen el polbo puede a la vez que sofoca el fuego se destruyan los objetos.

Para la extinción de fuegos tipo C recomendamos el uso de extintores de co2 para fuegos que se puedan sofocar inmediatamente y el polvo de clase C si la llama persiste.

Para más información te recomendamos nuestro post sobre Tipos de Extintores

Gracias por leer nuestro artículo, si te ha gustado este atículo no te olvides de comentar y compartir en redes sociales.